Saltar al contenido

Baile latino para niños

Baile latino para niños

En las escuelas de todo el mundo, el baile latino para niños es una fuente de ejercicio, desarrollo social y simplemente diversión. Ya sea una parte simple de un programa de educación física en una escuela o una parte destacada de Dancing with the Stars, los niños responden a los ritmos rápidos y la coreografía emocionante.

Elegir baile latino para niños

No todos los bailes latinos son apropiados para los niños por diversas razones. El primero radica en el control del motor. A medida que los niños crecen, sus reflejos no siempre son capaces de adaptarse al tamaño y peso de sus cuerpos. Por esta razón, los bailes latinos altamente estilizados o complejos como el bolero, el pasodoble o incluso el tango pueden no ser apropiados. Afortunadamente, esto deja muchos bailes divertidos para elegir. Artículos relacionados

El merengue

Este baile es quizás el mejor baile para presentar a los niños debido a su simplicidad. El baile tiene un paso básico que consiste simplemente en mover los pies de lado a lado mientras mira a la pareja. A la diversión del baile se suma el hecho de que se puede realizar con los bailarines en dos largas filas, con parejas moviéndose hacia el centro del grupo agregando tanto o tan poco adorno al merengue como deseen.

El Cha Cha

Si bien algunos maestros pueden sentir que el chachá es demasiado complicado para la mayoría de los niños, si se enseña en pasos lentos y fáciles, puede ser una excelente manera de desarrollar la confianza y prepararse para bailes más avanzados.

Una forma fácil de enseñar el patrón es mantener los dedos índices apuntando uno hacia el otro pero los pulgares apuntando en direcciones opuestas; para el líder, el pulgar izquierdo debe apuntar hacia el bailarín, para el siguiente debe ser el derecho. Las líneas en ángulo recto formadas por los pulgares y los dedos muestran el camino que deben seguir los pies del estudiante. El omnipresente paso «cha-cha-cha» está representado por los dedos índices unidos. Al enseñar el paso, los niños disfrutarán de la naturaleza sibilante de decir «cha-cha-cha» mientras se mueven, y agregar «un paso atrás» o «un paso adelante» a la enseñanza ayuda a crear un disparador mnemónico.

Te puede interesar:  Malagueñas baile canario

La salsa

Ciertamente, el baile más común que se enseña a los niños es la salsa. Con un sencillo paso básico y una música rápida y emocionante, los niños pueden aprender rápidamente los movimientos. Para un cliente potencial, esto implica lo siguiente para lo básico:

  1. Da un paso adelante a la izquierda, dejando que el peso se desplace completamente hacia ese pie con un balanceo de las caderas hacia adelante.
  2. Lleva el pie izquierdo hacia la derecha, cambiando el peso a ese pie solo lo suficiente para colocar el pie izquierdo y volver a poner peso sobre él.
  3. Da un paso atrás con el pie derecho, balanceando el peso de nuevo sobre él con un movimiento hacia las caderas.
  4. Regrese el pie derecho al lado del izquierdo.

La simplicidad de la descripción paso a paso contradice la velocidad real y la naturaleza retorcida del baile. El papel del seguimiento en esto es simplemente invertir los movimientos, retrocediendo con el pie derecho.

La línea Samba

No solo es la provincia de la música country, la samba se puede convertir en un baile en línea muy agradable para los niños. Los pasos de este baile (que puede ir acompañado de cualquier ritmo de samba) son los siguientes:

  1. Comenzando con el pie izquierdo, dé un paso hacia adelante uno-dos-tres y golpee con el pie derecho.
  2. Invirtiendo la dirección, retroceda uno-dos-tres pasos y golpee con el pie izquierdo.
  3. Cruza el pie izquierdo por delante del derecho, cambiando el peso hacia él y apuntando el derecho hacia el costado. Esto se repite a la izquierda y luego nuevamente a la derecha.
  4. «Cruzar, cavar, tirar, cavar, tirar, cavar, tirar»: este paso consiste básicamente en plantar un pie hacia abajo y arrastrar el otro hacia un lado, como una especie de perseguir. Sin embargo, los niños pueden entender más rápidamente si se utiliza la analogía de un «pirata con una pata de palo» para ayudarlos a visualizar.
Te puede interesar:  ¿Puede el baile quemar calorías?

Movimiento cubano

Una parte integral de cualquier baile latino es el «movimiento cubano», y los bailes latinos para niños no son una excepción. Este es el característico balanceo de las caderas con un movimiento exagerado, y en realidad es una técnica bastante difícil de dominar. Excluirlo del currículum de la danza latina sería como intentar enseñar ballet sin enseñar el plie. Debe recordarse que esto es simplemente un movimiento de baile, y contiene solo el significado pueril que el maestro decida darle.

También se pueden usar variaciones y otros bailes latinos, como la rumba, y si bien la música latina es ciertamente un buen comienzo, cualquier canción con un ritmo fuerte se puede usar con estos bailes. Proporcionar a los niños una base sólida en estas formas de baile puede ayudar a promover un pasatiempo saludable y agradable para toda la vida.